¿QUÉ PELÍCULA VER EL DÍA DE LAS FUERZAS ARMADAS DE HONDURAS?

Existe cierto riesgo en este juego de hablar una vez a la semana de alguna película relacionada con el  Día Internacional o Nacional que toque. En cualquier momento puede llegar el 21 de octubre y puedes encontrarte con que es el Día Nacional del Ahorro de la Energía en Perú, el Día del Radioaficionado en Argentina, el Día Nacional del Poeta en la República Dominicana o el Día del Electricista en Ecuador.

Y bueno…, películas de fontaneros italianos sí que se me ocurren, pero no de electricistas ecuatorianos. Así que, efectivamente, es un riesgo.

Por suerte también se celebra un día del que -nótese la ironía- es enormemente fácil encontrar películas: hoy, 21 de octubre es también el Día Nacional de las Fuerzas Armadas hondureñas.

Desde 1956 se celebra este día para honrar a las Fuerzas Armadas del país que, sin embargo, nacieron en 1825. ¿Por qué se eligió este día? Pues no lo sé, pero coincide con el día en el que, distintos mandos del Ejército de Honduras, dieron un golpe para derrocar al autoproclamado (y por tanto un pelín dictador también) Jefe del Estado, Julio Lozano Díaz.  

Lamentablemente en 2009 –hace sólo 10 años- volvió a darse un golpe de Estado en Honduras, cuando el Presidente, Manuel Zelaya, quiso cambiar la constitución a través de un referéndum considerado ilegal quizá a algunos españoles les suene este temita. A su vez, el Congreso Nacional en connivencia con las Fuerzas Armadas, mandó detener a Zelaya, expulsarlo del país y seguidamente nombró presidente de facto a Roberto Micheletti.

En las últimas horas, mientras escribía esto, ha saltado la noticia de que los hondureños están otra vez exigiendo la salida del actual presidente.

Pero no todo va a ser dar golpes de estado, y es que, en el considerado en 2014 como el país más inseguro del mundo, las Fuerzas Armadas deben lidiar con otros problemas distintos a los políticos: en concreto, el narcotráfico y el crimen organizado.

Y es de esto de lo que trata Fuerzas de honor, la película que os traigo hoy.

¿DE QUÉ VA LA MANDANGA?

Fuerzas de honor (2016, Honduras), del director Tomás Chi, comienza con una entrevista al General Morazán, quien está a punto de retirarse tras años de servicio en el Ejército. Durante la entrevista, Morazán recuerda el sacrificio de algunos soldados caídos en una peligrosa misión contra el narcotráfico y narra cómo fueron aquellos días.

Los efectivos del ejército actúan día y noche para acabar con la lacra de los narcos en Honduras, cuyos tentáculos se expanden por toda la sociedad, hasta el punto de llegar a alcanzar al propio hijo del General Morazán, quien es hospitalizado después de una sobredosis de cocaína. El poder de estos criminales parece no mermar a pesar de los golpes que el ejército les propine; es más, están a punto de hacerse con una buena parte del mercado de la droga… Sin embargo, gracias al buen hacer de todo el conjunto de las Fuerzas Armadas -en una última misión a la que nombran <<Fuerzas de honor>>-, acaban con los planes de los narcotraficantes… perdiendo por el camino la vida de algunos buenos y jóvenes soldados.

De este modo, la película muestra el compromiso de los servicios militares y el alto precio que pagan por proteger su país.

LAS 5 CLAVES

  • El patrioterismo Spielbergniano mal.

Y si has llegado hasta aquí, como ya te imaginarás, Fuerzas de honor es un pelín panfletaria. Y con un pelín quiero decir tremendamente.

Uno de los productores, Álvaro Matute, quien además interpreta al General Morazán,  conocía al antiguo Jefe de Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, el General Osorio Canales. Un día charlando con él de forma casual, le surgió la inspiración para llevar a cabo esta película después de escuchar alguna de sus batallitas (jejeje). Además de conocer a gente de las Fuerzas Armadas, el propio Matute afirmó que el objetivo de la producción era <<reafirmar e incrementar el orgullo nacional y el amor de los hondureños hacia su país>>.

Y por si fuera poco, el propio ejército colaboró en la película.

Con esto es difícil esperar ningún matiz -por mínimo que sea- de crítica o defectos de las Fuerzas Armadas. Es más, llega a resultar incómodo el nivel propagandístico al que huele la película.

  • No te emocionas ni aunque te apunten con un fusil de asalto ligero del Ejército de Tierra.

Supongo que un hondureño puede llegar a empatizar por cuestiones de orgullo patrio. No siendo ciudadano de Honduras, podrías tratar de hacerlo con los personajes… pero se hace difícil.

Es complicado llegar a conectar con personajes tan perfectos. Parece que el único defecto del General Morazán es que es tan buen militar que desatiende un poco a su hijo… Pero esto ni siquiera llega a desarrollarse demasiado y al final parece que simplemente el hijo es un niñato inmaduro.

Y es que, en general, los personajes son sumamente planos: los buenos, son buenísimos; los malos, malísimos.

Además –pese al valor que esto tiene y que señalaré más adelante- muchos de los actores no son profesionales y esto se nota a la hora de intentar levantar posibles defectos en la construcción de personajes.

Esto elimina cualquier posibilidad de sentir emoción por nada de lo que pasa.

  • Sobreexplicado y sin ritmo.

La afirmación de que “menos es más”, no siempre es verdad. Pero en Fuerzas de honor, sí debería serlo. Y debería serlo porque se sobreexplica todo con diálogos innecesarios, poco creíbles, reiterativos y demasiado largos. Incluso hay por ahí escenas completas que aportan nada o muy poco. Esto consigue que el ritmo de la película quede trabado y acabe por no emocionar demasiado lo que podría haber sido un thriller mucho más interesante.

Pero además es que da la sensación de que no existen ni puntos de giro ni sorpresas que puedan atraparte lo más mínimo: simplemente te cuentan cómo fue  la misión contra los narcos . Como si estuvieras viendo un Callejeros o un Policías en acción teatralizado. Por momento no parece que la película avance hacia ningún sitio hasta casi el final, cuando tiene lugar un operativo que no fue del todo exitoso y en el que hubo bajas importantes, lo que correspondería a la crisis de la película. Estas bajas provocan que se tome la determinación de acabar de una vez por todas con los narcos… pero tampoco se genera demasiada emoción y lo que debería ser el gran clímax de la película resulta más bien flojo.

  • Ni un maldito segundo sin música.

No hay modo de entender qué le pasó a Tomás Chi –quien se encargó de la dirección, guión, codirección de fotografía, montaje, etalonaje, posproducción de sonido y de la BSO- por la cabeza para meter música en el 97% de la película.

En serio, creo que no hay más de 40 segundos en los que no se escuche música. Y ni siquiera se trata de una BSO memorable. Es más, ni siquiera es una BSO necesaria.

De verdad, muy mal.

  • Ahora bien…

Ahora bien… no se puede no señalar el mérito que tiene levantar una película bélica contando con tan pocos medios; con actores y técnicos con poca o ninguna experiencia; y en una industria cinematográfica como la de Honduras, en la que hasta 2019 no se ha contado con una Ley que incentivase su desarrollo.

Según he podido leer, no existe ni siquiera escuela de cine en el país.

Por otro lado, hablar de un tema –es verdad que amparados por las Fuerzas Armadas- como es el narcotráfico, supongo, generará bastantes problemas. No hay más que recordar lo que ocurrió no hace mucho con uno de los productores de Narcos en Colombia.

Resultado de imagen de fuerzas de honor pelicula

¿A QUÉ HUELE?

Huele como Hermanos de sangre, pero adaptado a largo y con narcos en lugar de nazis; con la complejidad del guión de los Power Rangers; y el presupuesto de un vídeo de Torbe.

A QUIÉN LE GUSTARÍA

A Santiago Abascal, por el rollo patriotero, los militares y esas movidas.

Resultado de imagen de santiago abascal enfadado

A QUIÉN NO LE GUSTARÍA

A Santiago Abascal, porque esas movidas son sudamericanas.

Resultado de imagen de santiago abascal enfadado

ÚLTIMOS APUNTES

Tomás Chi tiene otra película que se llama 11 cipotes.

NOTA: 3/10

A pesar de la mala nota, os recomiendo que le echéis un ojo, pero porque vuestro tiempo no lo valoro.

Os la dejo por aquí, subida por la propia productora a Youtube.

Título original: Fuerzas de honor | Año: 2016 | País: Honduras | Dirección: Tomás Chi | Dirección: Tomás Chi | Guión: Tomás Chi | Fotografía: Tomas Chi, Gerson Mossi| Reparto: Angel Funes, Fermin Galeano, Alvaro Matute, Ozni Palma, Anuar Vindel


Sergio Véliz

2 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s