¿QUÉ PELÍCULA VER EL DÍA DE LA RECONCILIACIÓN EN SUDÁFRICA?

Con la intención de fomentar la reconciliación y la unidad en Sudáfrica, reconocer lo importante que es esta fecha para todos aquellos que lucharon contra la opresión y lo poco conveniente que fue en general el Apartheid, el 16 de diciembre, se celebra en Sudáfrica el Día de la Reconciliación.

La No Violencia, La Paz, Transformación, Liderazgo

El motivo por el que se celebra en esta fecha tiene su origen en los conflictos entre voortrekkers y guerreros zulúes.

Los voortrekkers (pioneros) fueron granjeros blancos, formado por afrikáneres​ o bóeres de origen neerlandés, y quienes comenzaron a buscar tierras fértiles por todo el África Austral en la década de 1830. En cierto momento, un grupo de 68 voortrekkers, capitaneados por Piet Retief, llegaron a un acuerdo con el jefe zulú Dingane para cultivar las tierras de la zona…Pero en algún momento durante la reunión, seguramente porque los voortrekkers estarían preparando alguna emboscada contra los zulúes y éstos se enteraron, Dingane decidió ejecutar al grupo liderado por Retief.   

No acabó ahí la cosa, claro.

Dingane aprovechó que los colonizadores blancos todavía no estarían enterados de la masacre a los suyos para arrasar su campamento.

Y tampoco acabó ahí.

Los voortrekkers se vengaron el 16 de diciembre de 1838 en la Batalla de Río Sangriento, en la que se enfrentaron las fuerzas de los zulú -al mando de Dambuza (Nzobo) y Ndlela kaSompisi- y los voortrekkers -bajo las órdenes de Pretorius-, dejando un saldo de más de 3.000 muertos por los nativos y únicamente tres colonizadores heridos. A partir de este día, los afrikáners comenzaron a celebrar esta fecha para recordar su victoria.

Y por supuestísimo, tampoco acabó ahí.

Esto dio origen a una fuerte segregación entre nativos y colonos que  no se resolvería hasta avanzado el S.XX y que tomaría la forma de lo que hoy conocemos como el Apartheid.

A principios de 1990, el sistema legal del apartheid fue desapareciendo, y en abril de 1994 mediante sufragio universal Nelson Mandela asumió el cargo de presidente de la nación. El 7 de diciembre, el presidente aprobó la Ley de Festividades Públicas que entró en efecto a partir del 1 de enero de 1995, en la que se establecía el nuevo nombre para la festividad del 16 de diciembre como el «Día de la Reconciliación» (Day of Reconciliation).

Y aquí, en principio, sí acabó.

Son varias las películas que abordan toda esta problemática: Invictus de Clint Eastwood con Morgan Freeman y Matt Damon, Cry Freedom de Sir Richard Attenborough o Sarafina! o un musical interpretado por Whoopi Goldberg; pero nosotros hoy vamos a hablaros de Zulu (Jérôme Salle, 2013).

¿DE QUÉ VA LA MANDANGA?

La película comienza con el cuerpo sin vida de una adolescente blanca, destrozada brutalmente a golpes y que además es hija de un famoso jugador de rugby.

Los detectives Ali Sokhela y Brian Epkeen deben investigar este caso tirando del hilo de una única pista: la chica consumió una droga experimental un poco chunga.

Al investigar todo lo relacionado con esta droga, los detectives van desentrañando lo qué hay detrás de este asesinato enmarcado en una Sudáfrica sórdida; una Sudáfrica en la que la herida del Apartheid todavía está por cicatrizar.

Pronto la policía se da cuenta de que el asesinato no es más que una muerte tangencial a un caso que va mucho más allá, en el que están involucrados narcotraficantes y peligrosos personajes amnistiados de sus crímenes racistas en décadas anteriores.

LAS CLAVES

  • Interesantes mimbres y mínimo éxito

Una de las cosas que más me gusta de escribir sobre pelis relacionadas con temas tan dispares, es cuando aparecen joyitas como Zulu.

Zulu es un thriller policíaco que mezcla compromiso social, con escenas de violentas y que además está protagonizada por los señores Orlando Bloom y Forest Whitaker, dos actores de prestigio y acostumbrados a exitazos en taquilla.

Sin embargo, y aunque clausuró el Festival de Cannes de 2013 y en general la crítica la vio con buenos ojos… Zulu no consiguió ser distribuida comercialmente y se estrenó directamente en DVD.

  • Lo clásico siempre funciona

Bueno, no siempre, pero en este caso sí.

Zulu narrativamente es un thriller policial clasicote, para qué engañarnos… Ese inicio con una muerte en extrañas circunstancias lo hemos visto mil veces. Pero todos los posibles clichés los evitan al contar la historia de siempre de un modo distinto, en un lugar distinto y con personajes, sobre todo el de Whitaker, bastante originales.

Desde la sencillez y con la única pretensión de contar una historia sólida, la película funciona.

  • África tiene un color especial

Llevamos un par de semanas recomendando pelis ambientadas en África –así lo ha querido la aleatoriedad- y en ambas destaca la ambientación, la fotografía y ese universo extradiegético que no vemos pero que sí imaginamos y que, seguramente a los occidentales principalmente, nos resulta tan sugerente.

No hablo de pornomiseria, tampoco me pareció que pecara de ello la anterior reseña sobre El jardinero fiel, hablo de un mundo que en el fondo nos es desconocido y que resulta muy atractivo experiencial y visualmente. A esto ayuda sin duda la ambientación, el trabajo del diseño de producción y una fotografía que exprime al máximo la cálida luz africana y cada localización.

  • La bienvenida violencia

La violencia explícita que se observa en la película hay que saber manejarla. Hubiera sido muy fácil caer en una violencia mucho más gratuita que empañase el tono serio de la película, llevándolo a algo mucho más gore y probablemente desvirtuando el espíritu del thriller. Pero no, la sangre hay que reconocer que está muy bien puesta.

Resultado de imagen de zulu jerome salle

Bravo por la sangre bien puesta.

  • Orlando Bloom

Ocurre con tipos como Bloom que cuesta sacarle de sus personajes por ser tan míticos, y a veces es difícil no ver a Légolas o a Will Turner.

Imagen relacionada

Sin embargo, y sin obviar el buen trabajo que hace también Whitaker, ver a Orlando Bloom en un registro distinto siempre es de agradecer.

¿A QUÉ HUELE?

A La isla mínima, a El último rey de Escocia, también con Whitaker, y a esa película tan terrible de la que hablamos hace algunas semanas, Fuerzas de honor, sólo que esta está bien hecha.

A QUIÉN LE GUSTARÍA

A Bob Esponja, por decir a alguien.

Resultado de imagen de bob esponja

A QUIÉN NO LE GUSTARÍA

A Calamardo, por decir a otro alguien.

Resultado de imagen de calamardo

ÚLTIMOS APUNTES

La tenéis en Filmin.

NOTA: 7.5/10

Título original: Zulu | Año: 2013 | País: Francia | Dirección: Jérôme Salle | Guion: Julien Rappeneau, Jérôme Salle (Libro: Caryl Ferey) | Fotografía: Denis Rouden | Reparto: Orlando Bloom, Forest Whitaker, Tanya van Graan, Natasha Loring, Sven Ruygrok


Sergio Véliz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s