¿QUÉ PELÍCULA VER EL DÍA mundial de los tsunamis?

El 5 de noviembre es el día designado para concienciar al mundo sobre los tsunamis. Hoy se busca, principalmente, que los países con riesgo de sufrir estos desastres inviertan en planes y desarrollen políticas que puedan reducir su impacto y, sobre todo, se les anima a proteger de ellos a las poblaciones más vulnerables.  

La creación de este día es una iniciativa original de Japón, país que se ha visto con frecuencia expuesto –y con resultados terribles- a estos desastres naturales que, en países como España, sentimos como un problema completamente ajeno.

Algunos datos curiosos sobre tsunamis:

  • La palabra “tsunami” está formada por las palabras japonesas “tsu” (puerto) y “nami” (ola).
  • Más de 700 millones de personas viven en zonas costeras expuestas a fenómenos extremos como los tsunamis.
  • Las olas más grandes pueden alcanzar una altura de hasta 30 metros (100 pies) y velocidades de entre 500-900 kilómetros por hora.
  • Las palmeras son conocidas por resistir ante el poder de los tsunamis.
  • Se estima que el tsunami del Océano Índico de 2004 tuvo la misma energía y poder que 23.000 bombas atómicas.

¿Qué películas hablan de este tema?

Pues por ejemplo La quinta ola de J. Blakeson con Chloë Grace Moretz, la surcoreana Tsunami de Yoon Je-kyun o Tsunami: El día después protagonizada por Tim Roth y Chiwetel Ejiofor; pero hoy vamos a hablar de, quizá, la mejor película sobre tsunamis: Lo imposible (J. A. Bayona, 2012).

DE QUÉ VA

El simpático Henry Bennett (interpretado por don Ewan McGregor), su amable esposa médica, María (Naomi Watts), y sus tres hijos Lucas (un jovencísimo Tom Holland), Thomas (Samuel Joslin) y Simon (Oaklee Pendergrast) van de vacaciones de Navidad en 2004 a Khao Lak, en Tailandia.

Gran idea pasar la Navidad de 2004 en Tailandia, sí.

Allí celebraron la Nochebuena y el día de Navidad… hasta que dos días más tarde tuvo lugar el terrible tsunami que en 2004 inundó la zona y acabó con la vida de 280.000 personas.

A partir de este momento los personajes toman caminos diferentes, al verse separados por el tsunami.

Por su parte María y Lucas, consiguen salir del agua y esperan hasta que finalmente unos lugareños los ayudan y los trasladan a un hospital local. María necesita urgentemente intervención médica para atender sus graves lesiones y existen posibilidades de que no salga adelante… dejando a Lucas a su suerte y sin conocer el paradero de su padre y hermanos pequeños.

Mientras tanto, Henry, Thomas y Simon, que también han sobrevivido, están buscando juntos a María y Lucas. Pero llega un punto en el que Henry debe tomar la decisión de dejar a sus hijos al cuidado de un grupo de supervivientes y buscar en solitario al resto de su familia. Todo lo que ocurre a partir de este punto es la lucha de esta familia por reencontrarse en medio de un caos terrible… y lo más increíble es que es una historia basada en hechos reales.

CLAVES

Los efectos especiales, la producción y el diseño sonoro te transportan al desastre de 2004.

Una de los aspectos más espectaculares de la película es, obviamente, la recreación del tsunami.

A lo largo de los tres meses que duró el rodaje en el agua utilizaron veintisiete millones de litros de agua salada en el «water tank» de Ciudad de la Luz en Alicante ya que, ​ por cuestiones de producción, se vieron obligados a vaciar y llenar este estanque en tres ocasiones. Y para que fuese más realista, el agua fue ensuciada con barro, ramas y hojas.​

Por otro lado, para filmar el tsunami, se reconstruyó parte del hotel. Por tanto trabajaron con agua real, con un escenario parcialmente construido y después en posproducción se añadieron detalles a los planos.

Pero no son sólo los efectos especiales y la reconstrucción visual lo que genera el impacto, ya que el sonido también cumple una función vital en la película.

Curiosamente -y en contraste con el modo en el que se generó la imagen- en la búsqueda de conseguir el mayor verismo posible, los técnicos de sonido de la película no utilizaron el audio del rodaje (excepto los diálogos): todo lo que se escucha fue generado en posproducción.

Además Lo imposible fue la primera película diseñada específicamente para Imm sound, un sistema de sonido envolvente 3D, desarrollado por una empresa de Barcelona que posteriormente fue adquirida por Dolby.

Otra de las claves es la tensión asfixiante.

El manejo de la tensión y el ritmo de la película en la primera parte es simplemente genial. Concretamente los minutos de metraje en el agua y de la lucha contra el tsunami son tremendos.

Sí, desde luego es muy emocionante ver a la familia buscándose entre sí, pero son los minutos de Naomi Watts y Tom Holland siendo zarandeados por el agua y buscando ayuda los que te dejan sin respiración, atándote a la silla para el resto de la película.

Cine en estado puro, vaya.

Y de esto son varios los departamentos que tienen la culpa, porque tanto las decisiones de realización y de fotografía, como el posterior montaje, son sin duda brillantes.

¿Le pesa a la película está basada en hechos reales?

Aquí hay algo que me genera dudas, no sé qué pensáis vosotros.

Es casi inevitable que nos sintamos especialmente atraídos por las historias basadas en hechos reales. Pero la historia de esta familia resulta casi inverosímil. No quiero decir que no sea verdad, sino que cuesta creer por lo improbable, y siempre he tenido la impresión de que si ves Lo imposible sin saber que esto ocurrió de verdad… podrías no creerte nada.

Lo imposible se ciñe tanto a esta potentísima historia real y trata de serle tan fiel, que puede parecer que se olvide de que a veces la realidad supera a la ficción.

A QUIÉN LE GUSTARÍA

A Trump, porque mueren amarillos.

A QUIÉN NO LE GUSTARÍA

A Trump, porque en 2004, el tsunami que golpeó Tailandia acabó con la muerte de hombres blancos pederastas y consumidores de prostitución.

A QUÉ HUELE

Como no podría ser de otro modo, huele a pelis de supervivencia basadas en hechos reales como 127 horas, Titanic (además también muy acuática) o a ¡Viven!

Es una película que tenéis en Netflix y que sin duda merece la pena ver porque es de los títulos más importantes de la cinematografía española y que han marcado un importante hito.

NOTA: 7/10

Título original: Lo imposible | Año: 2012 | País: España-Estados Unidos | Dirección: J. A Bayona | Guion: Sergio G. Sánchez (Historia: María Belón) | Fotografía: Óscar Faura | Reparto: Naomi Watts, Ewan McGregor, Tom Holland, Geraldine Chaplin, Oaklee Pendergast, Samuel Joslin


Sergio Véliz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s